¿A qué te dedicas? – Preguntas incómodas si las hay

¿A qué te dedicas? - Preguntas incómodas si las hay


¿Cuántas veces te preguntaron justo después de salir del baño de la oficina si el desodorante de ambiente se había terminado? O cuando te excusas por sentirte enfermo y te preguntan ¿de qué estás enfermo? ¿Qué vas a contestar? Que tenés una diarrea, que cada vez que vas al baño, te hace elevar dos metros del inodoro por la potencia que tiene. O cuando te preguntan ¿por qué eliminaste todas las fotos que tenías con tu novio en Facebook? Son esas preguntas de mierda, incómodas, que pueden ser respondidas con un poco de imaginación por parte de la misma persona que las formula. Son hechas con una malicia oculta detrás de una falsa preocupación o interés.

Me hicieron esas preguntas y se las hice a otras personas. Disfrute de la maldad pura y me mordí la mano para aguantar la carcajada. Pero hoy recibí una mutación de este tipo de preguntas. Una pregunta incómoda que es formulada sin maldad y de la que no existe venganza posible.

Me preguntaron: ¿A qué te dedicas?

Les conté mi historia. Me recibí en el 2010 de Licenciada en Administración, estuve trabajando un par de años en diferentes empresas, fui profesora en la misma universidad en la que estudié y participé como docente en un curso privado para emprendedores.

Y la pregunta de remate fue: ¿Y ahora qué estás haciendo? ¿Qué puedo responder a esto? No tengo una respuesta exacta o algo entendible que contestar como, soy abogada, enfermera o infladora de globos en cumpleaños de quince. ¿Qué voy a responder? Mentir es una forma, una estrategia para esquivar este tipo de preguntas incómodas. Para no tener que explicar que me dedico a viajar, que no tengo profesión o trabajo estable, que escribo pero que no me pagan y que vivo gracias a cualquier tipo de trabajo que pueda conseguir en el camino. Que no me importa tener un título universitario y hacer trabajos forzados que no tienen relación alguna con lo que estudié. Y que prefiero estos trabajos, porque me conectan con lo real, con el presente. Trabajos que me hacen valorar la comida porque sé lo que cuesta producirla, o valorar un cuarto de hotel porque sé lo que cuesta limpiarlos y mantenerlos. Trabajos que despedazan mi ego y lo hacen añicos, que me recuerdan que yo no soy importante, que soy una más entre tantos. Que me acercan, que acortan distancias con otras realidades. Con otros mundos antes desconocidos para mí.

Tal vez llegue un día en el que responder a esta pregunta con un “soy un viajero”, sea algo aceptable, algo normal. Casi tan normal como decir soy abogado y que el mundo nos odie tanto como odia a los abogados. Pero van a tener que pasar muchos años, cuarenta o cincuenta tal vez. Yo voy a ser muy viejita y a esta pregunta voy a replicar: viajeros eran los de antes.

Nos leemos.


De Libros y Viajes te da más… mucho más…

¿Te gusta leer ficción?

  • Para los amantes de la lectura tenemos una #Blogonovela llamada ¿QUÉ VIDA DE PERROS!, que trata de las aventuras de un perro callejero en su barrio. Una historia muy entretenida y desopilante…
  • También tenemos varios CUENTOS CORTOS de nuestra autoría.
  • …y si querés más, no te pierdas los RELATOS EN PRIMERA PERSONA, donde combinamos relatos, historias y cuentos con un mix de realidad y un toque de ficción en casi idénticas proporciones.

y todavía hay más… Si sos de los que les gusta leer sobre viajes, tenemos mucho material para vos.

No te olvides de Suscribirte a nuestro Newsletter en la cajita azul que está acá abajo. Si lo hacés ahora, te enviamos GRATIS el libro con la Primera Temporada de la Blogonovela ¡Qué vida de perros!

email
SEGUÍ VIAJANDO y LEYENDO CON NOSOTROS

Suscribíte al Blog y enteráte antes que nadie de todas las novedades

The following two tabs change content below.
Escritora | Viajera | Licenciada en Administración. Actualmente me encuentro viajando por el mundo y decidí co-crear este espacio virtual para unir dos pasiones: Escribir y Viajar. Laura en Google+

Latest posts by Laura Federico (see all)

Otros artículos...

2 Comentarios

  1. su dice:

    Laura y Pila. Voy lenyendo “salteado”vuestras experiencias plasmadas
    todas, me dan que pensar, analizar, debatir.
    Me enseñaron a viajar en carpa, he parado en 5 estrellas, 4,3 etc
    Pero uds enriquecen mis experiencias
    Si tuviera 30 menos replantearía la existencia de vivir el hoy despojado de todo (menos de los afecto.
    No faltará oportunidad (por poco en España) de extendernos en charlas amenas y por qué no? Una cervecita mediante
    A propósito, consumid “clarita con limón” en cualquier sitio de España, que os va a gustaros.
    Un abrazo

    • Hola Su!!!
      Muchas gracias por seguirnos, tus palabras nos llenan el alma, y es la razón por la que escribimos, para llegar a la gente y compartir nuestras experiencias. Y de alguna forma, hacerlos partícipes de nuestro camino, de nuestra aventura.
      Muchas Gracias!! Y no dejes que la edad te detenga, nunca es tarde para empezar algo nuevo, para probar cosas nuevas.
      Pronto vamos a estar en España, pero no por mucho tiempo. De seguro que vamos a probar “clarita de limón”.
      Abrazos!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *